sábado, julio 20, 2024

Sobre los cánticos de la Selección y las imposturas oficiales


Una nueva polémica asociada a la Copa América ha tomado carácter público en las últimas horas, con motivo de una celebración con una alta connotación discriminatoria entonada por la parcialidad argentina, aludiendo a la procedencia étnica de los jugadores franceses, que incluía un agravio dirigido a Kylian Mbappé. Esta canción, entonada por los bicampeones de América en el micro que los trasladaba en pleno festejo del estadio al hotel, fue transmitida —aparentemente por error— por el mediocampista Enzo Fernández mediante un vivo de Instagram.
 La circulación del video desató el rechazo de varios jugadores franceses que son compañeros de Enzo en el Chelsea de Inglaterra. A estos rechazos se sumó la Federación de Fútbol Francesa (FFF), cuyo presidente, Phillippe Diallo, aseguró que se iban a tomar medidas ante la Asociación de Fútbol Argentino (AFA) y la Federación Internacional de Fútbol Asociación (FIFA), reservándose la posibilidad de otras instancias judiciales extradeportivas. El Chelsea, equipo del jugador argentino, ya anticipó que empezará una investigación interna con posibles sanciones para el jugador, aunque valoró positivamente las disculpas públicas de Fernández en redes sociales. La FIFA, por su parte, ha dicho que se encuentra investigando el video y que pronto anunciará pasos a seguir. Fernández, por su parte, no tardó en disculparse por el “lenguaje muy ofensivo” de la canción y se pronunció “en contra de la discriminación en todas sus formas”. 
 La ola de reacciones, sin embargo, no se ha detenido. El secretario de Deportes argentino, Julio Garro, propuso unas disculpas públicas de Lionel Messi, capitán del equipo, y de “Chiqui” Tapia, presidente de AFA. Garro, vale recordar, en sus dos mandatos al frente de la Ciudad de La Plata mantuvo una persecución exacerbada contra los vendedores ambulantes, siendo en la mayoría de los casos detenidos aquellos de procedencia senegalesa. 
 La ministra de Deportes francesa, Amélie Oudéa-Castéra, reprochó a la FIFA por su pasividad ante el tema. El gobierno francés cuenta con un largo expediente de persecución a los inmigrantes musulmanes y africanos que viven en Francia, además de haber estado a cargo de la feroz represión en Nueva Caledonia y en todas las movilizaciones ocurridas en las colonias que Francia mantiene hasta el día de hoy. Como es sabido, en Francia es prácticamente imposible obtener la nacionalidad para quien no haya nacido en dichas tierras. El señalamiento de los inmigrantes como ciudadanos de segunda está no solo instalado, sino legislado. Las últimas campañas electorales han sido una rivalidad creciente entre Macron, Le Pen y otros ultraderechistas por quién llevaba más a fondo el ataque a los derechos de los migrantes. Jordan Bardella, candidato de Le Pen a Primer Ministro en las últimas elecciones legislativas, llegó a plantear que un gobierno de Agrupación Nacional terminaría con el derecho de los hijos de migrantes a tener el documento francés, a pesar de que él mismo es hijo de inmigrantes.
 La FIFA, por su parte, hace la vista gorda a las expresiones de violencia cotidiana que se viven en el deporte. La organización de torneos en países donde se violan todos los derechos humanos, como Qatar, se encuentra no sólo tolerada, sino también justificada.
 El cántico que entonó la selección, deplorable, se encuentra envuelto en estas exacerbadas reacciones de verdaderos impostores de la “tolerancia” y la “diversidad”. Cualquier acción reparadora (y superadora) es la educación en la hermandad de la humanidad, solo posible con un fútbol que pertenezca a la clase social que le dio vida: la clase obrera internacional.

 Joaquín Antúnez 
 17/07/2024

“El Pepe Guerra” (31/10/1943 -13/6/2024)


Hace un mes murió en el Uruguay “el Pepe Guerra” como se lo llamaba popularmente. Con él se fue para el otro lado de las cosas quizás la mayor expresión del canto popular uruguayo. Junto a Barulio López, integraron el legendario dúo Los Olimareños. 
 Hace 80 años el folclore propio uruguayo casi no existía, la música argentina y brasileña dominaban ampliamente a la música uruguaya. Fue en Treinta y Tres, en un pequeño departamento del interior uruguayo de menos de 50 000 habitantes, donde se comenzó a tejer una historia para darle una identidad propia para la música de ese país.
Rubén Lena y Victor Lima, dos enormes escritores, le dieron letra propia a las clásicas zambas y milongas hablando de lo propio, de las modalidades y de las costumbres uruguayas de sus pueblos y de sus ríos, en particular el Olimar. 
 En Treinta y Tres Orientales, en la década del 50, se exilió durante un tiempo nada menos que Atahualpa Yupanqui, perseguido por el peronismo. Su estadía dejó una huella cultural en ese lugar y tambien una influencia ideológica. Allí empezó su carrera el Pepe y de allí nacieron Los Olimareños, que al calor de las letras de esos maestros se hicieron conocer y trascendieron a todo el Uruguay.
 Esas letras de pueblo y costumbristas fueron adquiriendo compromisos sociales y políticos que fueron haciendo famosos a sus autores e intérpretes. En los sesenta, el Uruguay vivió fuertemente la influencia de los procesos de la revolución cubana. Las canciones de los Olimareños estaban impregnadas de esa búsqueda de ese “cambio social”. Su máxima expresión fue su canción “Cielo del 69”, una especie de proclama revolucionaria de esa época. Luego, los tiempos cambiaron y se vinieron los procesos contrarrevolucionarios que generarían dictaduras militares en todo el continente. Uruguay no fue la excepción. 
 Para Los Olimareños significó la prohibición de sus canciones y el exilio. El Pepe dejó a los luchadores y desposeídos canciones que han quedado en la historia de la música uruguaya para siempre.
Su canción ”Aleada” todavía hoy hace emocionar tanto a los a rudos militantes del exilio político como aquellos que se fueron por el exilio económico que tambien vivió ese país. En su derrotero por Europa y por México, el Pepe siguió cantando cosas maravillosas su “Solicitantes de tierra”, sobre la reforma agraria mexicana, una pagina de un realismo donde lo social y lo poético alcanzan su máxima expresión. 
 La vuelta a la democracia el “agiornamiento” de los Tupamaros a los nuevos tiempos de la llamada democracia cambió el escenario de la música uruguaya. Los Olimareños -ya hacia muchos años separados- tuvieron su regreso con gloria en el propio Estadio Centenario antes miles de espectadores, pero el Uruguay ya no era el mismo. Los antes perseguidos ahora dirigían el país y el Pepe luego siguió cantando solo, con un derrotero musical que recorrería ya otros tiempos políticos. 
 Sin dejar de brillar, comenzó a cantar ya “para la historia”. Su voz inconfundible hizo famosa “La Galponera”, una milonga sobre la guerra civil uruguaya de 1904 que cambió la fisonomía politica de ese país, dando lugar al nacimiento del Batllismo. Su canto al peón rebelde del campo uruguayo, reflejado en la versión del “Orejano”, de Serafín J García, un ensayista y novelista tambien de Treinta Tres Orientales, fue uno de sus mejores logros musicales.
 El Pepe siguió reviviendo las historias de Lena y Lima y “cantándole a los de abajo”, hasta donde le dio la voz. Trascendió a todas las edades y se lleva el inmenso honor de que a “Don José”, con su voz y la letra de Rubén Lena, se canta en todas las escuelas del país, algo que solo se consigue cuando se penetra muy profundo en el cariño y el amor del pueblo. 
 Un cáncer se lo llevó y murió sin querer homenajes, haciendo honor a su propia canción que decía “sólo quiero que enmudezca mi guitarra en el país musical en que soñé”. 
 Raúl Castro, un creador de la música murguera uruguaya, en una canción famosa, decía que “el letrista no se olvide de la voz del Pepe Guerra”. Porque para el autor, cuando escribió aquella letra, la voz del Pepe era la voz de la rebeldía ante la dictadura, y no quería que esta se olvidase. No la olvidamos.

Juan Ferro
19/07/2024

viernes, julio 19, 2024

Trump vs Biden: una campaña picada¿Qué esta pasando en Estados Unidos?

El presidente de la AMIA manipula el atentado para justificar el genocidio en Gaza


Lanza un ataque fascista contra el feminismo y las disidencias.

 Hace treinta años se produjo un atentado criminal contra la sede de la Asociación Mutual Israelita Argentina (AMIA), que durante largas décadas fue un organismo de protección de los sectores más pobres de la comunidad judía. Debido a esa condición fue objeto de reiterados ataques de las ‘ligas patrióticas’ del fascismo vernáculo. En el encubrimiento de ese atentado estuvo abiertamente vinculado el gobierno de Menem, que en esa época contaba con el apoyo del presidente de las Delegación de Asociaciones Israelitas Argentinas (DAIA), Rubén Beraja, asociado a varios fraudes bancarios. A la sombra del gobierno de Menem operaban un variado grupo de traficantes de armas del Medio Oriente – incluso el mismo fallecido ex presidente fue inculpado por ese tráfico con Croacia y Ecuador, pero eximido de responsabilidad por parte del Departamento de Estado norteamericano, por la asociación de Menem con la “coalición de voluntarios” que desató la guerra del Golfo, bajo la dirección de Estados Unidos. La Justicia ha probado que Menem fue responsable de la voladura de Fabricaciones Militares de Río Tercero para ocultar pruebas de venta clandestina de armas, pero evitó la cárcel con la complicidad del kirchnerismo. Para numerosos observadores, el vínculo de Menem con las mafias de traficantes de armas sería la causa de la muerte de su hijo, Carlitos. El gobierno actual se considera a si mismo el principal primogénito del gobierno menemista. Es esta coalición la que debe responder por el atentado a la AMIA y el anterior, en 1992, a la embajada de Israel. Nuestra corriente política fue la única en la Izquierda en condenar ambos atentados. 
 El presidente de la AMIA, Amos Linetzky, ha utilizado, en cambio, la conmemoración del treintagésimo aniversario para lanzar una furiosa defensa de la masacre de palestinos en Gaza y Cisjordania por parte del gobierno de Benjamín Netanyahu, cuyo arresto ha sido pedido por la Corte Penal Internacional con cargos de genocidio. Lo ha utilizado también para apoyar la calificación de Hamas como organización terrorista, cuando Hamas no ha tenido nada que ver con los atentados a la embajada y a la AMIA. Incluso el diario Clarín ha caracterizado el discurso de Linetsky y el apoyo al decreto de Milei acerca de Hamas como “una ofrenda” al estado sionista. Se ha valido de las muertes ocasionadas por el ataque de Hamas a la población del sur de Israel y las violaciones que se el sionismo adjudica a Hamas para atacar al movimiento feminista y a las organizaciones de derechos humanos de Argentina, sin temor a revivir el apoyo declarado del sionismo local a la dictadura militar que masacró a numerosos militantes judíos e hizo gala de un furioso anti-semitismo. El gobierno de ultraderecha de Israel ha prometido una investigación acerca del ataque de Hamas para cuando complete la limpieza étnica en Gaza. Una gran parte de la sociedad israelí imputa a su gobierno el desinterés por la vida de los rehenes retenidos por Hamas por el afán de priorizar la continuación de las matanzas de mujeres y niños en la Franja, que el gobierno de Hamas cifra en cerca de cuarenta mil personas, pero que organismos de Naciones Unidas poner arriba de cien mil, porque se desconoce el número de víctimas ocultas bajo los escombros. El discurso de Linetsky y las organizaciones sionistas que lo supervisaron, están alarmadas por la oposición a la continuación de las masacres en Gaza por gran parte de la población israelí y de las comunidades judías en el exterior. Desde el comienzo del genocidio, medio millón de israelíes se han ido del país. Incidentalmente, Victoria Villaruel, la vicepresidenta de ultraderecha, al condenar el colonialismo francés como un pretexto para apoyar el racismo de los cantos de la selección argentina, dio como ejemplo a Haití, donde los esclavos se rebelaron contra Napoleón y los colonos franceses en la Isla a fines del siglo XVIII y principios del XIX. De forma implícita, por cierto, justificó las masacres ejecutadas por los esclavos contra los colonos, por decenas de miles de personas. Como lo describe en forma brillante Quentin Tarantino en la película “Django sin cadenas”, el odio y la violencia de los de arriba es lo que desata la gran violencia de los de abajo. 
 La Comisión Interamericana de Derechos Humanos ha denunciado, muy correctamente, que Argentina no hizo nada por prevenir el atentado a la AMIA – contando con el antecedente de la embajada. Es una responsabilidad del menemismo, que el sionismo local estaba apoyando. Treinta y dos años después, la Corte Suprema, en sus variadas composiciones, no ha esclarecido este primer atentado. El jefe de la Side de Menem, Carlos Anzorreguy, purgó un período de prisión por encubrimiento, pero no se esclareció a quienes encubría. La autoría que se atribuye a Irán no ha sido probada, pero el cargo ha servido para atacar a un rival geopolítico del estado sionista y el imperialismo norteamericano. Linetsky miente cuando atribuye a la Cámara de Casación el dictado de una condena a Irán por el atentado a la AMIA, cuya jurisdicción sólo tiene la Corte. El juez Carlos Mahiques inventó esa condena en las consideraciones que firma en el juicio. No sorprende que las organizaciones comunitarias sionistas apoyen a Ariel Lijo, que tiene en la actualidad los atentados, para la Corte Suprema, porque sabe que Lijo es partidario de un juicio en ausencia contra funcionarios de Irán. Los ataques obsesivos del periodista Carlos Pagni contra Ariel Lijo chocan contra el muro infraenqueable de la conexión Milei-Netanyahu. 
 Para mantener viva la causa contra Irán, Linetsky reivindicó el propósito de Cúneo Libarona y Milei de proceder a un juicio en ausencia. Cúneo, precisamente, fue denunciado por extorsión en el juicio por los atentados – en 1997. Milei quiere recurrir a un decreto lo que debería salir por ley, que tampoco podría ser retroactiva. Para colmo de dislates sería un juicio en ausencia sin la presentación de elementos de prueba. El propósito no es esclarecer nada sino mantener la agitación sionista contra Irán y la democracia política en Argentina, y atar a Argentina a la guerra mundial en que se encuentra comprometida la OTAN. El objetivo de Linetsky y sus tutores es llevar a Argentina a una guerra. 

 Comité Editorial Política Obrera 
 19/07/2024

Planta GNL: Milei-Kicillof disputan un gran negociado


El proyecto para construir una planta de gas licuado ha planteado, en la provincia de Buenos Aires, un pleito político. Para acceder a esa inversión, Axel Kicillof debería suscribir la ley RIGI que aprobó el Congreso en el marco de la "Ley Bases", con el voto opositor del kirchnerismo. Para salvar ese obstáculo en cuanto a los principios políticos, el gobernador de la Provincia se dispone a establecer su propio RIGI, más o menos parecido al proyecto de Milei. De no hacerlo, el gobierno de Río Negro se ha adelantado a ratificar la ley nacional y acoger las inversiones para exportar petróleo y gas en su provincia. La licuefacción del gas extraído de Vaca Muerta es excluyente para su exportación. Esta posibilidad comenzó a proyectarse en 2017 entre la petrolera estatal de Malasia, Petronas, e YPF para construir la planta en el puerto de Bahía Blanca y se oficializó en el 2022. La inversión total estimada ronda entre 30.000 y 40.000 millones de dólares a desembolsarse en el transcurso de un plazo de al menos 8 años. En el caso de la instalación en Río Negro, debería construirse un puerto desde cero. Las autoridades de YPF solicitaron a los gobernadores de cada provincia conocer los “beneficios especiales” que otorgarían para la instalación de la planta y que cada provincia adhiera al recientemente votado RIGI. Este régimen para inversiones mayores a los 200 millones de dólares otorga concesiones fiscales, aduaneras, ambientales y cambiarias de tal magnitud que los beneficios de esas inversiones quedarán radicados en el exterior para el pago a los accionistas o para invertirlos en el extranjero hasta que el recurso se agote. Se trata de un típico proyecto colonial que diseña un territorio especial para un grupo privilegiado de compañías. 
 En una aparente adaptación a las circunstancias, Kicillof acaba de anunciar que presentará en la Legislatura bonaerense un proyecto de ley que establece un “régimen provincial de fomento de inversiones estratégicas”. “A través de esa ley pretendemos englobar varios de los requisitos, de las necesidades que presentan las compañías para llevar adelante el proyecto en Bahía Blanca” (La Nueva, 15/7). En realidad, sin embargo, Kicillof no está haciendo ninguna contorsión a sus principios, porque él y CFK son los inventores del RIGI a partir de la estatización parcial de Repsol y el acuerdo YPF-Chevron que, una década después, todavía no es de conocimiento público debido a sus cláusulas onerosas. Es decir que Kicillof se apresta a darle forma de ley provincial a un proyecto suyo, pero ahora extendido al gas, a la construcción de una planta de licuificación y la firma de contratos con compañías de navegación para que lleven el gas a Europa y Asia, donde será regasificado. El propio Kicillof se ha encargado la paternidad del proyecto que ahora le ha ‘usurpado’ Milei. Al igual que en el pasado, reivindica ahora “un acuerdo de confidencialidad”, que sólo confirma los intereses espurios de estos acuerdos.
 Las petroleras anticiparon un buen recibimiento al “RIGI Kicillof”, pero advirtieron que, eventualmente, será necesario establecer con total claridad que eventuales litigios queden en manos del tribunal internacional de la CIADI con sede en Washington. Por la semiestatización de YPF, comandada por Kicillof, la Justicia de Estados Unidos condenó al Estado argentino a pagar 16.000 millones de dólares. En su defensa legal, bajo el gobierno de Alberto Fernández, se señaló que la expropiación de acciones fue una decisión soberana que debe ser juzgada en la Argentina.
 Kicillof argumenta que es finalmente la Legislatura bonaerense la que debe definir la adhesión o no a una ley nacional como el RIGI. También deberían pronunciarse el Concejo Deliberante de Bahía Blanca y el consorcio de gestión del Puerto (el puerto esta administrado mayoritariamente por los capitales privados). El intendente de Bahía Blanca, el camporista Susbielles, viene de ser precisamente el presidente de dicho consorcio, con el cual financió su reciente campaña electoral. Ya anunció su disposición a brindar tasas municipales diferenciadas para las petroleras e incluso a facilitar la expropiación de 1.500 hectáreas que se deben destinar para la construcción de la planta. El Polo Petroquímico en la ciudad, el más importante del país, también acogió beneficios discrecionales que, a la fecha, significan por ejemplo una tributación completamente insignificante y un daño ambiental y sanitario considerable. 
 Tal como sucediera en la discusión por el RIGI, el proyecto de Kicillof buscaría establecer un “cupo” asignado a la compra de insumos y contratación de servicios a las “pymes”, es decir, a un sector de los capitalistas nacionales. Kicillof sueña, finalmente, con ser el facilitador de esta inversión y no cargar con la mochila de una oposición de los grandes grupos económicos a su candidatura para 2027. “La patria no se vende” se ha convertido, otra vez más, en una impostura.
 Dicho todo esto, los primeros ladrillos se pondrían en el 2027, mientras las reservas del Banco Central van por la negativa y la nueva devaluación del peso renueva la perspectiva de una hiperinflación. El carácter colonialista de estas inversiones es directamente proporcional a las necesidades de vender al país para pagar la hipoteca financiera de Argentina. 

 Emiliano Fabris
 18/07/2024

jueves, julio 18, 2024

CFK: la escasez de dólares es producto del saqueo capitalista para pagar la deuda


Sobre el tuit de la expresidenta respecto a los anuncios económicos del gobierno y el cruce con Redrado.
 CFK opinó sobre los anuncios de Caputo. 

Cristina Kirchner se refirió en su cuenta de X a la decisión del gobierno de salir a vender dólares del Banco Central para achicar la brecha cambiaria. Señaló que Milei debería admitir que el problema central de la Argentina no es el déficit fiscal sino la “escasez de dólares”. Quien le salió al cruce fue Martín Redrado planteando que la “desacumulación de divisas comenzó en 2010” durante su mandato. Ninguno menciona la causa de ese drenaje, que es la constante fuga de capitales bajo todos los gobiernos.
 CFK exhortó al gobierno diciendo que “Deje de volver locos a sus seguidores liberales libertarios que están haciendo análisis interpretativos esotéricos y dígales la verdad de la milanesa: que va a UTILIZAR LAS RESERVAS DEL BCRA para INTERVENIR EN EL MERCADO de dólares financieros, porque la brecha con el dólar oficial se le está yendo a la… usted ya sabe. Y esto finalmente le impacta en los precios (…) Se da cuenta ahora que por más superávit fiscal que tenga (aunque sea trucho e insostenible) el problema central de la Argentina y su economía bi-monetaria, con hiper endeudamiento en moneda dura, es la escasez de dólares”. 
 Redrado, quien fuera presidente del BCRA entre 2004 y 2010, se metió en la polémica, recriminándole a la exmandataria que “en lugar de querer dar lecciones de política económica al presidente Milei, Cristina Kirchner debiera reconocer que la ´desacumulacion´ de reservas, comenzó en 2010, al manotear dólares del Banco Central de la República Argentina, como si le pertenecieran. El resultado fue #sinreservas y creadora del cepo”. Lo cierto es que si manotearon esas divisas fue para garantizar el pago de la deuda externa fraudulenta que fue renegociada durante los gobiernos kirchneristas. 2010 fue el año del segundo canje de los bonos defaulteados del 2001 y cuando comenzaron a pesar los “cupones PBI” ofrecidos como zanahoria a esos acreedores.
 En suma, la crisis de reservas que afrontaron los sucesivos gobiernos no se debió a una escasez en la generación de dólares, sino a la utilización de los mismos en financiar la fuga de capitales bajo diferentes formas, entre ellas, el pago de la deuda externa usuraria. Ante la sangría provocada, cada uno de ellos fue apelando a distintos mecanismos de intervención estatal sobre el mercado de cambios. Inclusive Milei ahora, contrariando sus promesas de “libre mercado”.
 El kirchnerismo vació las arcas del Central pagándole U$S 145 mil millones a los tenedores de títulos privados y organismos multilaterales de crédito (agravando el pasivo de la entidad), lo cual condujo a la aplicación del cepo cambiario en 2011. Macri, además de pagarle U$S 6.200 millones a los fondos buitre, permitió que un reducido grupo de capitalistas fugara al exterior más de U$S 86 mil millones durante su gestión. Alberto Fernández, por su parte, desembolsó U$S 7.394 millones en concepto de intereses al FMI (con sobretasa) y dilapidó reservas en incontables oportunidades para contener las cotizaciones paralelas del dólar. Esto último viene a replicar el gobierno Milei con sus recientes anuncios, lo cual no es otra cosa que financiar la corrida cambiaria de los bancos con el patrimonio del BCRA. 
 Entonces, “la verdad de la milanesa” como le gusta decir a CFK, es que, gobierno tras gobierno, prospera el saqueo de la clase capitalista a los recursos nacionales, y luego es el pueblo el que paga los costos de esa bancarrota. Que esta vez sea distinto y por medio de la huelga general los trabajadores derrotemos al gobierno y logremos imponer nuestra propia salida a esta crisis. La misma implica la nacionalización bajo control obrero de la banca y el comercio exterior, el repudio de la deuda externa y la ruptura con el FMI, única forma de terminar con la fuga de capitales, conservar el ahorro nacional y ponerlo en función del desarrollo del país y la satisfacción de las necesidades sociales.

 Sofía Hart

Nuevos anuncios económicos: el dúo Milei-Caputo en aprietos


Al ministro "mago" no le quedan muchos conejos en la galera.

 La comunicación de la cartera de Economía, opaca y a las apuradas durante el fin de semana, indica que los cartuchos del gobierno se están agotando. La disparada del dólar que pasó el umbral de los 1.500 pesos y el salto en la brecha que ya asciende al 63%, fueron señales inequívocas y más que suficientes de que la situación económica se estaba desmadrando a un ritmo rápido, y que se estaba escapando de control al equipo económico. El lunes, la baja de los dólares financieros se dio en medio de un alza del riesgo país y caída de la cotización de los bonos argentinos. 
 El anuncio, en resumidas cuentas, consiste en que los dólares que entraron al BCRA por la liquidación de divisas que se practica en el mercado oficial, van a ser revendidos por la entidad monetaria en el mercado financiero. La nueva oferta de billetes verdes, según sus promotores, debería reducir su cotización y permitir que se reduzca la brecha cambiaria. Siguiendo este razonamiento, esto favorecería que los productores agrarios y lascerealeras, que hoy retienen los granos, empiecen a liquidarlos ante la evidencia de que se reduce el desfasaje entre el oficial y el paralelo, y que su especulación sobre una suba de la divisa se esfuma.
 Este nuevo anuncio revela hasta qué punto estamos frente a un grupo de impostores. A contramano del ideal libertario que se agita, el gobierno ejerce cada vez más intervención en el mercado. En lugar de “libertad carajo” (o sea, liberar las variables económicas, como Mileiexpone en cuanta tribuna tenga a disposición), asistimos a una mayor injerencia del Estado. Desmintiendo la tesitura oficial de que vamos en dirección a una liberación progresiva del cepo, los anuncios actuales lo refuerzan. En realidad, el tándem Milei-Caputo echa mano de lo que venía criticando a Massa y al propio Fernández, e incluso lo que le reprochó a Macri: usar las reservas para financiar la fuga de capitales. El equipo económico plantea que, a diferencia del pasado, esta vez se desprende de los dólares pero no al precio oficial sino al paralelo (y que eso representaría un ganancia para el Central por la diferencia entre el valor que los compra y luego el valor que los vende), pero ocultando el hecho de que este accionar implica una menor acumulación de reservas. No se nos puede escapar que las reservas son negativas y que en el mes de junio el Central no pudo acumular dólares.
 El presente anuncio echa leña al fuego al ya pronunciado problema de la erosión de las arcas del BCRA. Ni hablar deque esto supone una suba del riego país al potenciar el riesgo de incobrabilidad de los bonos como consecuencia de un impacto negativo en su cotización. No es ocioso señalar que el riego país trepa en la actualidad por encima de los 1.500 puntos. El anuncio consolida esa situación y hace imposible el retorno de Argentina al mercado privado internacional de crédito. 

 Recesión más inflación 

La intención oficial sería, con las nuevas medidas, absorber los pesos que se emiten por la compra de dólares. El dúo dinámico se jacta de que esto sería un golpe demoledor y definitivo a la inflación, pues anularía una de las fuentes fundamentales de emisión monetaria. Pero el discurso que emana de la Rosada omite el uso de reservas para aquietar la brecha cambiaria, disminuye la disponibilidad de reservas a las importaciones y demás transacciones económicas fuera del mercado financiero. El resultado va a ser restringir más el acceso al dólar oficial y, por lo tanto, que las operaciones comerciales con el exterior deban hacerse al dólar financiero, lo cual supone un encarecimiento de importaciones y está llamado a trasladarse a precios y alimentar las tendencias inflacionarias. 
 Pisar aún más las importaciones, como consecuencia de menores reservas, alimentaría en forma más aguda las trabas al ingreso de insumos que viene sufriendo la producción nacional, reforzando la ya pronunciada recesión. Retirar los pesos de circulación, por otra parte, secaría aún más la plaza, aumentando las tasas de interés y alentando la tendencia al parate de la economía. En definitiva, lejos del escenario auspicioso que anuncia el gobierno, la política oficial revalidada por los anuncios plantea la perspectiva de una recesión severa sin que se haya desterrado el flagelo de la inflación, con más razón cuando todavía siguen reguladas las tarifas del transporte, del gas, la luz y otros servicios. 
 Y está lejos de despejarse la amenaza de una devaluación. La devaluación del dólar oficial del 2% mensual se hace insostenible frente al 80% de inflación acumulado sólo en el primer semestre del año. En lugar de un resultado favorable, el intento gubernamental de bajar la cotización del financiero puede exacerbar la reacción adversa de los exportadores y ruralistas, pues implica en los hechos una merma de sus ingresos desde el momento que un 20% de sus liquidaciones se hacía según la cotización del dólar financiero (dólar blend), a lo que hay agregar (sobre llovido, mojado), un descenso de los precios internacionales. En las semanas previas, según los trascendidos, se venía negociando una suba al 30% en la proporción nombrada. En lugar de esa compensación, se abrió paso ese balde de agua fría. 

 Presión devaluatoria

 No nos podemos olvidar, además, que los anuncios entran en choque con las exigencias del FMI, quien plantea que no sólo no se toquen las reservas sino que se cumpla con las pautas de su acumulación establecidas en el marco de las acordadas suscriptos con Argentina. El FMI, obviamente, apunta a resguardar el cobro de su deuda. En este contexto, las presiones devaluatorias están destinadas a extenderse.
 El hecho de que se haya producido una caída del dólar financiero el día de hoy en los mercados no nos puede hacer perder de vista la base precaria, frágil y explosiva de la política de Milei. No olvidemos lo efímero del repunte que despertó el entusiasmo del gobierno con la aprobación de la ley Bases y la refinanciación lograda del swap contraído con China. 
 El gobierno está transitando por arenas movedizas. Basta tener presente, sin ir más lejos, el anuncio de apenas una semana atrás, también hecho a las apuradas como el presente, sobre el cambio de los pases pasivos del BCRA por Letras del Tesoro (LeFi): se pasó deuda del Central al Tesoro Nacional. Esto provocó incertidumbre e inquietud. Más de un analista catalogó este cambio como una suerte de “Plan Bonex”. El ruido se hizo sentir en los bancos y es lógico, desde el momento que el Tesoro ni siquiera tiene la potestad de emitir como al menos la tiene el BCRA. De modo tal que la deuda pública en manos de los bancos tiene aún más chances de no cobrarse y ser defolteada. El horizonte de una cesación de pagos, como ocurrió en la crisis del 2001, asoma su cabeza por más que se pretenda omitirlo y, por supuesto, el pato de la boda serán los ahorristas.
 Milei se apresuró a catalogar de “golpista” al banco Macro por querer canjear los bonos de la deuda, ejerciendo un derecho de opción (“puts”, como se lo conoce en la jerga financiera) contemplada en la normativa vigente. Se trataba de 1,6 billones de pesos, que al cambio oficial ascienden a 1.600 millones de dólares (que en caso de ser cobrado por el banco se habrían desplazado a la compra de dólares), lo que colocó en jaque al país. Por un lado, puso en evidencia la absoluta endeblez del sistema financiero, con más razón cuando la suma del Macro representa apenas un 10 por ciento de la totalidad de los puts. Lo que está en juego son 13 billones de pases que el gobierno pretende desarmar traspasándolo al Tesoro. Por el otro, se colocó sobre el tapete el poder económico que concentra la “patria financiera” y cómo la economía del país es un rehén de ella, de sus maniobras y extorsión. La banca hasta ahora ha decidido no patear el tablero, y lo que, por ahora, prima es una política de negociaciones, pero eso no le baja el precio a la envergadura de la crisis. Estamos frente a compromisos precarios en un marco en que la clase capitalista, mayoritariamente, con sus conflictos, sigue cerrando filas detrás del gobierno, lo cual no descarta giros y choques más abiertos en caso de que se profundice la crisis económica o se produzca un agotamiento político del gobierno.

 Perspectivas

 Una medida de la fragilidad de la situación lo da el hecho de que el traspaso de la deuda representa para el Tesoro una erogación mensual de la friolera de 600 mil millones de pesos en concepto de intereses, lo cual compromete el “superávit fiscal” que pregona el gobierno. Está a la vista que las contradicciones son muy agudas y atraviesan el nuevo ciclo político inaugurado por Milei. Es necesario que sigamos con atención la evolución de la crisis por arriba, pues, como revela la experiencia histórica, las masas suelen terminar abriéndose paso a través de las fisuras y oportunidades que aquella presenta. 
 Todo parece indicar que el gobierno está tratando de “aguantar” a que Trump triunfe en noviembre y eso lo ayude a conseguir los dólares que el FMI le niega. Pero todo indica que el “mago” Caputo está sacando de la galera a uno de sus últimos conejos. Si esto fuera así, se prepara el turno de Sturzenegger, que ya le viene serruchando el piso al Toto. Lo que podemos anticipar es que un cambio de gabinete no será indoloro. 

 Pablo Heller

Una Side menemista, para el espionaje y la represión interna


La reestructuración de los servicios de inteligencia al servicio de un plan antiobrero.

 El gobierno nacional informó la disolución de la Agencia Federal de Inteligencia (AFI) y el regreso al esquema de la Secretaría de Inteligencia del Estado (Side) menemista bajo el control del presidente Javier Milei. El gobierno de las causas armadas contra los piqueteros y la infiltración policial en las manifestaciones, se hace de una nueva herramienta para la represión interna, el espionaje y los carpetazos: la madre de los oficios de todas las castas. 
 La nueva-vieja Side continuará a cargo del hasta ahora interventor de la AFI Sergio Neiffert, un hombre de Santiago Caputo –quien gana poder dentro el gobierno-, y estará conformada por un Sistema de Inteligencia Nacional (SIN) al frente de cuatro organismos: El Servicio de Inteligencia Argentino (SIA), la Agencia de Seguridad Nacional (ASN), la Agencia Federal de Ciberseguridad (AFC) y la División de Asuntos Internos (DAI).
 La disolución de la AFI fue fundamentada por ser “utilizada para actividades espurias como el espionaje interno, el tráfico de influencias y la persecución política e ideológica”, por parte de un gobierno que en menos de un año se caracterizó por infiltrar servicios y provocadores en las manifestaciones, armar causas truchas contra las organizaciones sociales y piqueteras y que actualmente es denunciado por practicar inteligencia sobre los detenidos en la manifestación contra la Ley Bases. 
 Neiffert, además, tendrá a su favor el control de fondos discrecionales, partiendo de los conocidos fondos reservados de la Side, y llegando incluso a recursos de Defensa, las Fuerzas Armadas y los fondos reservados de Seguridad. Una potencial crisis con Bullrich y Petri, que adiciona una nuevas crisis política a las camarillas gobernantes. 
 No solo vuelve la denominación de los servicios menemistas que cubrieron las huellas del atentado a la Amia, sino que también regresará parte del elenco, entre ellos Alejandro Walter Colombo, exdelegado de la Side en Roma vinculado a Antonio Stiuso, al frente del SIA. Juan Bautista “Tata” Yofre, ex secretario de Inteligencia del Estado y defensor de los genocidas, para asumir al frente de la Escuela Nacional de Inteligencia. Y el comisario General retirado Pablo Cecati, recientemente purgado por el jefe de la Policía Federal Argentina y exjefe de la custodia presidencial de Macri, designado en la ASN.
 Con estas reformas, el gobierno crea la Agencia Federal de Ciberseguridad (AFC), que supuestamente “evaluará, planificará y desarrollará soluciones para la detección y contención de ciberataques contra la infraestructura informática crítica en el país”, por parte de una gestión que se ha profesionalizado en el arte de manipular y controlar las redes sociales, lo que abre distintos interrogantes sobre un eventual espionaje, censura y persecución interna.
 El rearmado de los servicios de inteligencia se da de la mano de profundizar la línea de una inteligencia ligada a las necesidades políticas del plan de ajuste del gobierno, como lo ha demostrado la política del Ministerio de Seguridad enfocada en la represión de manifestaciones y no en el crecimiento del narcoEstado. 
 El Ejecutivo nacional busca tomar control de esta herramienta barajando y repartiendo de vuelta, aunque con los mismos vicios que todas las gestiones anteriores: después de todo, los servicios de inteligencia no son más que una agencia más de los intereses imperialistas en la región. Cabe recordar que el último aspirante al control de la ahora ex AFI, Nicolás Posse, tuvo que retirarse del gobierno debido, en parte, a su reticencia al alineamiento de Milei con Donald Trump y la ultraderecha mundial. 
 Los servicios de inteligencia son un instrumento más de dominación del Estado contra los trabajadores, plagados de elementos antiobreros y antipopulares, razón por la cual deben ser disueltos pro completo. Además de investigar a fondo las implicancias de estos y sus “hombres” en diversos negocios y crímenes contra la población. 

 Marcelo Mache

miércoles, julio 17, 2024

Biden y Trump: una metáfora de la decadencia senil de un imperio

Conversatorio con Gabriel Solano / El significado de las elecciones en Reino unido y Francia

30 años del atentado a la AMIA


Treinta años después, el esclarecimiento del atentado contra la AMIA parece más lejano que nunca. ´Extraoficialmente´, se le atribuye al estado iraní la responsabilidad por su ejecución. Esa acusación fue el resultado temprano de las manipulaciones que marcaron la investigación desde el inicio. Se arribó a ella luego de descartar una ´pista siria´ que involucraba a una familia de comerciantes de ese origen, muy cercana al entonces presidente Carlos Menem. La imputación a Irán, por otra parte, se basó en “información reservada”, provista por la CIA y el Mossad. Por razones de “seguridad internacional”, el testimonio del supuesto agente encubierto que filtró esos datos se mantiene aún hoy bajo secreto en manos de la agencia de inteligencia argentina. 
 Resulta impensable que la preparación de un atentado de estas características -el mayor ocurrido en Argentina, con 85 muertos y 300 heridos- pudiera pasar desapercibido para todos los organismos de seguridad nacionales y extranjeros, cuando apenas dos años antes, en 1992, había sido volada la embajada de Israel en Buenos Aires – un atentado sobre el cual el sionismo guardó inexplicable silencio durante décadas. Difícil concebir que no se barajara la hipótesis de que un ataque similar pudiera volver a ocurrir y nose reforzara la vigilancia sobre otros posibles objetivos. El atentado a la AMIA implicó el acopio y traslado de entre 300 y 400 kilos de explosivos, algo que no podría pasar por alto ningún dispositivo de seguridad. La ´conexión local´ del atentado, sin embargo, fue objeto de un encubrimiento alevoso. La camarilla de la policía bonaerense encabezada por el ex comisario Juan José Ribelli, sindicada como co organizadora del ataque, fue absuelta, luego de que se diera por probado el pago de un soborno de 400 mil dóalres al reducidor de autos Carlos Telleldín para involucrarla. La SIDE se ´apropió´ del caso al cabo de una serie de disputas. Fue la palanca que elevó a Antonio “Jaime” Stiuso al dominio absoluto del aparato de inteligencia estatal, aliado los servicios norteamericanos e isralíes. A partir de esta configuración, la embajada persa en Buenos Aires fue señalada como ´conexión local´ del atentado y el rol del Estado argentino, en cambio, quedó desestimado. Tanto el ex comisario Ribelli como el ex presidente Menem -acusado de encubrimiento- fueron, a su turno, absueltos. Telleldín, acusado de proveer la camioneta Traffic que supuestamente se utilizó en el atentado, quedó libre de culpa y cargo, luego de un breve periodo en prisión. Los que juzgaron a los policías bonaerenses, a su turno, fueron condenados. El atentado a la AMIA continúa impune. Recientemente, la Corte Interamericana de Derechos Humanos condenó al Estado argentino por encubrimiento. 

 De Menem a CFK 

El atentado a la AMIA generó una inmensa manifestación de repudio al gobierno de Menem y a la conducción de la mutual judía, encabezada por el banquero Rubén Beraja, socio del menemismo en toda clase de tropelías financieras. Ese repudio se plasmó en una gigantesca concentración bajo la lluvia frente al Congreso, a pocos días del atentado, donde los nombres de Menem y Beraja fueron abucheados. Nuestro partido, entonces Partido Obrero, estuvo presente en aquella manifestación. Habíamos caracterizado al atentado como un crimen contra los trabajadores. El morenismo, en cambio, atribuyó el atentado a una ´acción de resistencia´ contra la opresión sionista, a pesar de que ninguna facción árabe o palestina se lo hubiera atribuido. De nuestra parte, en cambio, exigimos desde el minuto 0 el castigo a los culpables y el esclarecimiento de la ´conexión local´ y el rol del aparato represivo argentino en la preparación y ejecución del atentado. 
 La ´causa AMIA´ fue instrumentada por el imperialismo al servicio de su política belicista. Fue ´calibrando´ su imputación de acuerdo a los vaivenes de la situación internacional. Los ´nacionales y populares´ dieron le dieron cobertura a estas operaciones a través de la creación de una fiscalía especial dedicada al caso, a cargo Alberto Nisman, bajo la tutela de Stiuso y las agencias de espionaje internacionales. Esto fue la conclusión también de una serie de choques. Tempranamente, en el gobierno de Néstor Kirchner, el entonces ministro de Justicia, Gustavo Béliz, fue eyectado del gabinete tras revelar la identidad de Stiuso en un programa de televisión. De este modo, la posición del tándem Nisman-“Jaime” quedó consolidada.
 Nisman se paseó por todos los foros internacionales apadrinados por el sionismo para agitar las acusaciones contra Irán. Fuera de eso, su ´investigación´ arrojó avances nulos. En 2013, ya bajo la presidencia de Cristina Fernández, el gobierno argentino firmó un ´memorandum de entendimiento´ con el gobierno de Irán para tomarle testimonio a los acusados por el atentado, sin modificar el status de los pedidos de captura internacionales que pesaban sobre ellos. Este acuerdo fue ratificado por el congreso argentino, no así por el iraní. CFK creyó que podría ´avanzar´ en la investigación, aprovechando la ´ventana´ abierta por el pacto del gobierno de Obama con Irán, avalado por los países europeos, para monitorear el desarrollo atómico persa a cambio de distender las sanciones aplicadas contra ese país. Esto precipitó la ruptura con Stiuso y Nisman, que incluuiría la extraña muerte del fiscal, la salida de Stiuso de la SIDE, la reconfiguración de la agencia de inteligencia argentina y una redoblada ofensiva judicial contra CFK por ´encubrimiento´, aunque no se pudiera demostrar efectivamente en qué plano supuestamente hubiera beneficiado a los imputados. 

 Milei

 El 30 aniversario del atentado a la AMIA se conmemora en el escenario de una guerra internacional abierta, dirigida por el imperialismo norteamericano, y de la masacre sionista contra la población de Gaza. A tres décadas vista, la manipulación de la investigación puede considerarse como parte de los preparativos que desembocaron en la situación actual. Además, encuentra en el poder a una camarilla liberticida que ha atado su suerte al alineamiento sin ninguna clase de reservas con el eje yanqui-sionista, dispuesto a convertir el aparato de seguridad, militar y de inteligencia en una dependencia del Pentágono. 
 El gobierno Milei ´conmemora´ este aniversario con una serie de iniciativas a pedido del sionismo y Estados Unidos. 
 Prepara un proyecto de ley que habilite el “juicio en ausencia”, un verdadero despropósito jurídico. El proyecto de ley se asienta en postulados falsos ya que “el gobierno de Milei alega que hay un fallo de Casación que condenó al régimen de Teherán por el ataque a la mutual judía. Esa aseveración es falsa: el único que sostuvo esa postura es el juez Carlos Mahiques, mientras que los otros dos magistrados, Angela Ledesma y Diego Barroetaveña, no firmaron esa parte del fallo” (Pagina 12, 4/7). 
 En la misma línea, el gobierno modificó la reglamentación de la Ley 26.734 (ley antiterrorista K) a través del decreto 496/24, sobre Encubrimiento y Lavado de Activos de Origen Delictivo, promulgado el 5 de junio pasado, con la que ha declarado a la organización de resistencia palestina Hamas (sin actividades conocidas en la región) como “organización terrorista”, cumpliendo una promesa de campaña de su competidor en la segunda vuelta electoral, Sergio Massa. La medida tomada por la pandilla libertaria tiene sus ramificaciones “porque apunta a la persecución y criminalización de todos aquellos que apoyan la causa nacional palestina y denuncian los crímenes del sionismo” en la Argentina. Desde que asumieron, Milei-Bullrich han ´ideado´ la “lucha contra el terrorismo” como eje de una política represiva apuntada contra las organizaciones combativas del movimiento obrero y la izquierda. 
 En vísperas del aniversario del atentado a la mutual judía, el tándem Milei-Bullrich encabezará una “cumbre antiterrorista” en el Hilton Hotel, organizada por el Congreso Judío Latinoamericano, el Congreso Judío Mundial, la DAIA y la AMIA. Se espera que participen más de 200 dirigentes judíos de diferentes países, funcionarios de los Estados Unidos y mandatarios regionales. Como anticipo de esta cumbre, la vicepresidenta Victoria Villarruel, el pasado lunes se reunió con entidades judía americanas, entre las que se encontraban representantes de la Anti Defamation League (ADL), del Comité Judío Americano (AJC), del Congreso Judío Latinoamericano (CJL), de la DAIA y de la AMIA.
 El 30 aniversario del atentado criminal contra la AMIA será, nuevamente, el manipulado como la plataforma de nuevas maniobras y provocaciones. 

 Lucas Giannetti y Jacyn
 17/07/2024

Astiz y otros genocidas reciben la visita oficial de diputados de La Libertad Avanza

Un grupo de diputados nacionales que integran el bloque oficialista de La Libertad Avanza, encabezados por Beltrán Benedit, visitó el pasado 11 de julio en el penal de Ezeiza a un conjunto de represores de la última dictadura, entre los que se incluyen Alfredo Astiz, Raúl Guglielminetti, Carlos Suárez Mason, Antonio Pernías, Gerardo Arráez, el "Pájaro" Martínez Ruíz, Agustín Oyarzábal Navarro, el uruguayo Juan Manuel Cordero, Mario "el Cura" Marcote, Miguel Angel Britos y Adolfo Donda.
 La comitiva legislativa habría solicitado un encuentro formal para ver a “excombatientes”, un eufemismo. Es la primera vez, desde que se abrieron las causas contra los genocidas, que presos por delitos de lesa humanidad reciben una visita oficial. Las fuentes del bloque oficialista confirmaron la reunión, aunque no se dieron detalles de los temas conversados, aunque se descuenta que giraron en torno a la posibilidad de aliviar penas o lograr prisiones domiciliarias. Tampoco se dio difusión a una foto que se habrían tomado los presentes en la reunión, algo curioso puesto que está prohibido el uso de celulares en estos casos. Benedit estuvo acompañado por Lourdes Arrieta, Alida Ferreyra, Guillermo Montenegro y María Fernanda Araujo. 
 El accionar de los diputados fue remitido a una “iniciativa propia”, en un bloque donde está vedada cualquier veleidad de pensamiento independiente. Por el contrario, responde a la orientación que ha desplegado el gobierno desde su propia campaña electoral: la reivindicación de la dictadura militar y del militarismo ha acompañado cada expresión pública del gobierno, que ha tenido su último episodio en el desfile militar del 9 de Julio. Villarruel llegó a la arena política como defensora de genocidas y es una promotora del cese de los juicios y la excarcelación de todos los condenados.
 La reivindicación liberticida del militarismo cumple una función de disciplinamiento social y el envalentonamiento de un aparato represivo que ha recibido gustoso el “protocolo antipiquetes” de Bullrich, que busca ser un cese de las movilizaciones y piquetes. El desarrollo de un Estado policial busca su apoyatura histórica en quienes liquidaron físicamente una generación de luchadores. Redoblemos la movilización por los derechos democráticos a la organización y la movilización, en momentos que la reacción patronal prepara nuevos despidos y suspensiones en masa.

Joaquín Antúnez
17/07/2024

La Matanza: narcotráfico, seguridad y política


Sobre la detención del concejal Gabriel Aranda, de Unión por la Patria. 

 Días atrás fue detenido el concejal Gabriel Aranda a la salida de la sesión del Consejo Deliberante de La Matanza. Aranda es presidente del club Laferrere, pertenece al Movimiento Evita y encabezó la lista de UxP de Patricia Cubría, luego de una interna en las PASO contra el actual intendente, Fernando Espinoza. Al cabo de unas horas preso y de un interrogatorio policial, Aranda fue liberado. La investigación de los movimientos de la banda narco está a cargo de la magistrada federal Alicia Vence, a cargo del Juzgado N° 3 de Morón. 
 La justicia lo acusa de estar vinculado con una de las bandas narcos más peligrosas de La Matanza, encabezada por Nicolás “Chaki Chan” Guimil, quien se encuentra preso desde mayo de 2023, acusado por 18 homicidios. Aranda sería su principal protector político. La justicia investiga también el lazo entre Aranda y Federico Schorh, alias “Freddy”, el jefe de la barra brava de Laferrere, prófugo desde febrero pasado, cuando en la previa de un partido ante Deportivo Armenio la barra brava se paseó en caravana a bordo de un micro blandiendo armas de fuego y efectuando disparos al aire, a modo de demostración de poder por las calles principales de Laferrere. “Freddy” es considerado la mano derecha de “Chaki Chan”, el capo narco. Entre los integrantes de la banda de “Chaki Chan” se encontraría el segundo de Aranda, el exvicepresidente de Laferrere, Esteban Quiñones. En Julio de 2023 fue preso y le incautaron un Audi A3. En 2022 Quiñones fue acusado de tener vínculos con la barra brava de Laferrere, solventándole viajes para ver los partidos (Laferrere-River Plate por Copa Argentina) e incluso se sospecha que se repartieron dinero de transferencias de jugadores, en la que estaría involucrado Aranda. 
 La banda es conocida en diferentes villas y barrios porque tienen un brazo armado que pretende quedarse con el dominio del narcomenudeo y los bunkers de droga a fuerza de asesinatos. En Ciudad Evita, los vecinos han quedado varias veces atrapados en balaceras protagonizadas por esta y otras bandas. De la pandemia a esta parte, se registraron 40 muertos vinculados con estos enfrentamientos. 
 La pata judicial de la banda recaería sobre la fiscal María Casal Gato, quien fue recientemente imputada en la causa por encubrimiento agravado, sustracción de medios de prueba y falsificación de documentos. Según se conoce, todo esto fue para proteger el accionar de la banda de “Chaki Chan”.
 Un alto exjefe de la Seguridad Bonaerense le dijo a Clarín (12/7) algo que todo el mundo sabe: que “ningún narco de estas características se desarrolla tan rápido sin la ayuda de la cana y del Poder Judicial”. 
 El avance del narcotráfico en las barriadas populares cuenta con todo el aparato del Estado para desarrollarse a plena luz del día. Usan a los pibes de “soldaditos” como mano de obra barata para envenenar a una población cada vez más golpeada por la miseria social, la falta de trabajo, acceso a la salud, a la educación, al deporte y la cultura. Es una de las manifestaciones más contundentes de un régimen social podrido que merece ser destruido por la acción de los trabajadores en defensa de sus familias y sus intereses.

 Mariano Hermida 
 15/07/2024

El recorte en Ciencia y Tecnología continúa


Retomemos la organización contra el ajuste. 

 El lunes 8 de julio el gobierno decretó una ampliación del presupuesto de alrededor del 70% para la administración pública nacional, que incluye a los organismos de Ciencia y Tecnología (CONICET, INTA, INTI, CNEA, etc.). Esto ha suscitado el alivio de algunos sectores directivos, pero en términos reales se trata de la continuidad del ajuste, ya que el reajuste se realiza sobre presupuestos congelados a niveles de 2023. Desde ese momento a la actualidad, hubo casi un 300% de inflación interanual. 
 El caso del CONICET es particularmente grave. Desde la asunción del gobierno, ha sufrido 130 despidos de personal administrativo, un fuerte desfinanciamiento de todas sus funciones, una pérdida salarial que se calcula entre el 25% y el 35%, y un recorte brutal sobre el sector más precarizado de su planta de trabajadores, los investigadores en formación o becarios. A pesar de que el gobierno insiste en que el CONICET no se cierra, el ingreso a la carrera del investigador científico (investigadores de planta permanente) se encuentra totalmente paralizado, tanto la convocatoria que se encuentra en evaluación como los cargos ya concursados y ganados. 
 Conicet otorgó únicamente 840 becas doctorales del cupo de 1300 que se habían anunciado originalmente (ajuste de 460 becas o del 35%) y 470 becas posdoctorales de 800 (ajuste de 330 becas o del 37,5%). Además, eliminó las prórrogas para los 300 becarios postdoctorales que se postularon a la carrera del investigador, cuyos contratos finalizarán el 31 de julio, quedando desvinculados del organismo y sin certezas sobre su futuro laboral. El directorio de Conicet por ahora continúa en su postura de adaptación al ajuste y aún no se ha pronunciado acerca de si los nuevos desembolsos del gobierno se destinarían a otorgar las becas y altas faltantes. 
 De conjunto, la situación es catastrófica. El gobierno ha encaminado una política de vaciamiento de líneas de investigación internas, que no podrán ser continuadas sin las becas, las altas y los subsidios necesarios. La incertidumbre de los administrativos, que ahora renuevan sus contratos cada tres meses, y de los becarios, que ven afectada la posibilidad de acceso a planta permanente, sumado al atraso salarial de todos los escalafones, es, sin decirlo, una invitación a irse. Asistimos, de este modo, a despidos encubiertos y una potencial “fuga de cerebros”. 
 La nueva conducción de ATE Conicet CABA ha convocado reuniones y asambleas en los distintos lugares de trabajo para volver a poner en pie el movimiento que a principios de años llenó la explanada del Polo Científico en defensa de Conicet y el sistema científico nacional en su conjunto. En otros puntos del país se han organizado autoconvocatorias frente a la pasividad de la representación gremial. En muchos lugares, a su vez, colectivos de becarios, administrativos y personal de apoyo científico se organizan por sus reclamos. Es necesario un frente de lucha que reúna y coordine a los múltiples sectores que se han organizado. Retomemos ese camino de organización e impulsemos el debate sobre las próximas medidas a tomar, con la perspectiva de la acción directa y la huelga general. 

 Agustina Martelli y Agustina Vaccaroni 
 17/07/2024

martes, julio 16, 2024

La Cumbre de Washington "otaniza" la guerra contra Rusia


Mientras la crisis política avanza en EEUU, Francia y Alemania.

 Recientemente, unos treinta jefes de Estado se reunieron en Washington para celebrar el 75 aniversario de la creación de la OTAN. Bajo la batuta del imperialismo norteamericano, la alianza militar fue justificada como una respuesta al bloque soviético formado a partir de la ocupación del conjunto de países de Europa oriental por el Ejército Rojo, que para esa fecha incluía a la reciente República Popular China. La motivación, sin embargo, era de mayor alcance: continuar la reconstrucción de Europa occidental bajo la hegemonía económica y política de Estados Unidos. La formación de la OTAN dio nacimiento a un fuerte incremento de los gastos militares, apenas poco tiempo después de finalizada la Segunda Guerra y a un año del armisticio alcanzado en la guerra de Corea. Impuso una competencia armamentista que se reveló ruinosa para el bloque oriental y la URSS. 
 El propósito del cónclave en la capital norteamericana solo fue diferente al de su certificado de bautismo en un punto: en lugar de diseñar una ‘contención’ del comunismo, ahora se trata de una guerra sobre el terreno contra Rusia y potencialmente contra China. 
 De acuerdo a la información publicada, la OTAN tomó medidas para escalar la guerra en Europa. La reunión decidió que la OTAN asuma la coordinación y la provisión de la mayor parte de la asistencia en seguridad a Ucrania que hasta ahora se realizaba por medio de un Grupo de Contacto informal de 50 países. La centralización operacional de la guerra, “OTAN, Misión Ucrania”, reunirá a 500 mil soldados de “alta preparación”. La máscara de una guerra por procuración deja a la vista el objetivo de una intervención directa. Se trata, dice un organismo de estudio de la guerra, de pasar del “estado de preparación” al “estado de combate”. Se trata de “un puente” al ingreso de Ucrania a la OTAN. Para ‘otanizar’ la ayuda a Ucrania y el gasto militar correspondiente, se instalará un Comando de planificación y entrenamiento en Wiesbaden, Alemania, bajo la dirección de Estados Unidos.
 De acuerdo a un informe que publica The New York Times, la OTAN evalúa que Rusia no tiene condiciones de ocupar mayor territorio en Ucrania, ni Ucrania posibilidades de recuperarlo. Lo que parece la descripción de un impasse, para los planificadores de la OTAN es un cambio en la modalidad de la guerra. El acento está puesto en construir bases para atacar a Rusia con misiles de alcance amplio. En abril pasado, Biden comprometió ese tipo de armas, Atacams, y defensa antiaérea – los misiles Patriot-. Rusia parece haber llegado a una conclusión similar si se tienen en cuenta sus recientes ataques a Kiev, la capital de Ucrania, contra la infraestructura eléctrica –que provocó la destrucción de un hospital pediátrico y la muerte de numerosos niños-. En este contexto, asistentes a Washington volvieron a advertir (o amenazar) a China, a la que acusan de proveer insumos fundamentales para la industria militar de Rusia. La insistencia de la prensa en esta escalada no tiene el propósito de modificar la situación militar en el terreno; supone la intención de negociar una partición de Ucrania a cambio de su acceso a la Unión Europea y a la OTAN. El New York Times califica a este objetivo como “punto focal”. Mientras los estados mayores diseñan la escalada militar, en el plano político la guerra ha acentuado las contradicciones en el campo otanista.
 Mientras los mandatarios sesionaban en Washington, Naredna Modi, el jefe de estado de la India, se reunía con Putin en Moscú para avanzar en los negocios entre ambos estados; países que equivalen al 57 % del PBI mundial desafían las sanciones impuestas por la OTAN. De otro lado, las principales naciones de la OTAN atraviesan crisis políticas crecientes. En Estados Unidos, el anfitrión de los otanistas, el presidente Biden podría perder su candidatura en la próxima convención del Partido Demócrata. Trump, por su lado, insiste en que cortará el chorro de dólares a la OTAN para la guerra. Gran parte de la decisión de otanizar la asistencia militar y el entrenamiento para la guerra en la Coordinadora con asiento en Alemania, responde al propósito de crear una situación irreversible para Trump. En cuanto a la UE, Francia no tendrá un gobierno electo por bastante tiempo y oscila entre un gobierno de facto de Macron y una huelga general en defensa de los resultados electorales. Luego del tercer lugar que obtuvo la socialdemocracia alemana de Olaf Scholz en las parlamentarias europeas, su gobierno ha pasado a la condición de un interinato. 
 Los gastos de la guerra no han parado de crecer en países que atraviesan por una crisis fenomenal del Tesoro. Las fuerzas políticas en presencia anuncian cortes de gastos en gran escala para financiar los presupuestos. En los protagonistas imperialistas de la guerra se agudiza a ojos vista un antagonismo de clase creciente. El recurso a una mayor deuda pública choca con tasas de endeudamiento que superan el ciento por ciento del PBI y con déficits fiscales que llegan al diez por ciento. El escenario para poner fin a la guerra mediante la movilización de masas y la revolución madura a mayor velocidad. 

 Jorge Altamira 
 13/07/2024

En la Cumbre de la OTAN todos los cañones apuntaron a China


En su reciente cumbre en Washington, la OTAN discutió dos cuestiones principales. La primera fue cómo ampliar su radio de vigilancia mundial hacia Oriente; la segunda, la tarea de encarar una estrategia para sortear la dificultad que le implicaría una posible victoria de Trump frente al objetivo de avanzar en la guerra en Ucrania. Para emprender la primer cuestión, estuvieron invitados Australia, Nueva Zelanda, Japón y Corea del Sur -todos vecinos de China- como participantes especiales, con los cuales realizaron acuerdos de apoyo mutuo. 
 El planteo de la declaración de Washington es presentar al gigante asiático como el autor ideológico de un plan geopolítico antioccidental en el cual las acciones concretas son realizadas por Rusia, Irán y Corea del Norte, pensados todos como un nuevo Eje. La OTAN y sus socios del Indo-Pacífico coincidieron en que China "no puede seguir alimentando el mayor conflicto militar de Europa sin que ello repercuta en los intereses y la reputación de Beijing". Como prueba material solo tendrían los compromisos comerciales entre China y Rusia, como la venta de componentes de armas, equipos y materias primas. 
 Sin embargo, la OTAN omite cualquier mención a otros socios de Rusia, como Israel por ejemplo, que no solo no acusó recibo de las sanciones impuestas al país de Putin sino que en 2023 recuperó el nivel de intercambio anterior a la pandemia. Netanyahu se sirve de esta relación para mantener a raya a Irán a través de los puestos de observación que Rusia mantiene en los Altos del Golán y del control del espacio aéreo sirio por parte de Moscú –el atentado a la embajada en Iraní no hubiera sido posible sin su inacción,y ya van 18 altos mandos iraníes asesinados en Siria con esta complicidad--. 
 Mientras, la República Popular China, como respuesta, acusó a la OTAN de buscar la seguridad a costa de los demás y ha advertido a la alianza militar que no lleve el mismo “caos” a Asia. Además, a modo de advertencia, viene realizando ejercicios militares con Bielorusia, socio menor de Putin.

 Trump 

El otro problema es el posible triunfo de Trump -quien declaró reparos en seguir financiando “el barril sin fondo” de la guerra en Ucrania-. Para hacer frente a esto, en la Cumbre acordaron un plan que permitirá a la alianza liderar la coordinación de la ayuda en seguridad para Ucrania y entrenamiento para sus fuerzas. 
 El plan, creado después de una significativa demora en las entregas de armas estadounidenses a Kiev, ha sido descrito como una forma de lograr un respaldo de la OTAN a Ucrania "a prueba de Trump”. Éste había planteado que no actuaría para defender a ningún país que no cumpliera con el mínimo de 2 % de su PBI en inversión en armamento. En esta situación todavía se encuentran nueve países, entre ellos Canadá, España e Italia, que gastan menos del 2 % en defensa, pero hay 21 países que ya alcanzaron la meta en los últimos años. 

 Escalada 

La OTAN también anunció en su cumbre que, por primera vez desde la Guerra Fría, se desplegarán en Alemania misiles estadounidenses de largo alcance. Se trata de misiles de crucero Tomahawk, SM-6 e hipersónicos con un alcance mucho mayor que los existentes, según indicaron Estados Unidos y Alemania en una declaración conjunta. 
 Un tratado de 1988 entre Estados Unidos y la antigua Unión Soviética vetaba este tipo de armas, pero el acuerdo se rompió hace cinco años por iniciativa de Estados Unidos. El partido político de Los Verdes de Alemania criticó el acuerdo del Canciller Olaf Scholz de permitir misiles estadounidenses en suelo alemán pero el gobierno plantea que estos serán usados mientras Alemania se dispone a fabricar sus propios misiles. La OTAN también se comprometió con otros 40.000 millones de dólares para Kiev en 2025. 
 En tanto, Orban se había reunido primero con Putin y después con Trump, por lo que fue desautorizado a entablar cualquier tipo de negociación de paz en nombre de la OTAN – de la que ahora tiene la presidencia rotativa–. Sin embargo, a pesar de la pantomima prorusa, el documento final fue suscripto por Turquía y Hungría.
 Otro objetivo de la Cumbre, un poco más local, fue presentar a Biden como un gran líder mundial a fin de levantar su performance en las encuestas. Objetivo que se frustró cuando el presidente presentó a Zelenzki anunciándolo como “Putin”. 
 Lo que quedó claro de la Cumbre es que Europa se prepara para una guerra mundial en la que pretende comprometer a la mayor cantidad de países posible y cuyo escenario de operaciones pretende correr lo más al Este que pueda. 

 Aldana González 
 13/07/2024

El Rigi de Kicillof, complemento del de Milei


El gobernador bonaerense brindó una conferencia de prensa donde no descartó adherirse al Rigi nacional y anunció un proyecto propio. 

 Axel Kicillof anunció que enviará a la Legislatura bonaerense un proyecto de ley para crear un Régimen Provincial de Fomento de Inversiones Estratégicas, que, según sus propias palabras, ofrecerá una “estabilidad tributaria por un período similar al que ofrece el régimen nacional”. Sería un complemento del régimen de entrega del país a las multinacionales contemplado en la Ley Bases de Milei, que pagarían los trabajadores de la provincia con más ajuste en la salud, la educación o los salarios estatales. 
 El gobernador de la provincia de Buenos Aires, al ser consultado por el presidente de YPF, Horacio Marín, sobre si adherirá o no al Rigi aprobado en la Ley Bases, respondió que no puede dar una definición hasta tanto no esté reglamentado por el Ejecutivo. Es decir, dejó la puerta abierta a una posible suscripción al mismo. A su vez, informó en conferencia de prensa que impulsará un Rigi propio, que hasta podría significar una ampliación de su versión nacional al incluir la exención de impuestos provinciales como Ingresos Brutos y Sellos.
 Finalmente, fue el ahora gobernador bonaerense quien motorizó como ministro de Economía el acuerdo secreto con Chevron para Vaca Muerta, y más recientemente avaló la exploración offshore frente a las costas de Mar del Plata. Estos emprendimientos tienen en común con la planta de GNL que apuntan a negocios de exportación para las petroleras, que van de la mano con naftazos y tarifazos para equiparar los precios internacionales en dólares. 
 Tanto es así que el sector de Unión por la Patria que cuestionó al Rigi lo hizo solo en la medida que perjudicada a algunos capitalistas argentinos, que exigían ser incluidos en dicho régimen o engancharse con cláusulas de “compre nacional” (como exigió Cristina); o bien preocupados por la capacidad de pago al FMI. No hay fisuras entre los partidos patronales cuando se trata de allanar el camino al saqueo de los pulpos capitalistas. 
 Incurren en un error quienes esperan que el peronismo se oponga a este régimen de saqueo, cuando tres senadores de Unión por la Patria votaron a favor del Rigi y gobernadores de ese espacio como Jalil y Zamora firmaron el “Pacto de Mayo” que augura mayor depredación ambiental. Sin ir más lejos, durante la década kirchnerista hubo un avance sin precedentes de los proyectos contaminantes. 
 La planta de GNL no representará ningún avance ni para el país ni para la provincia; sí para Petronas, que, eximido de impuestos, hará fortunas exportando el gas de nuestro suelo. Ahora bien, los daños ambientales y sanitarios que conlleva esta actividad será asumido enteramente por la población bonaerense. Tampoco disminuirán los costos de las tarifas, ya que la Ley Bases contempla la equiparación de los precios internos de los hidrocarburos a los internacionales más elevados.
 Rechacemos el Rigi bonaerense, que no hace más que reforzar la matriz primarizante de Argentina y la dependencia colonial. 

 Sofía Hart

La Scaloneta: no es en vano este amor


Argentina ganó la Copa América 

Confesiones sueltas sobre un equipo que cambió la historia. 

 La humedad de los pómulos es un mensaje sincero. Messí, como hace ocho años, también en Estados Unidos, también en una final complicada sin goles, llora. Llora de impotencia. De sentir que esta noche no es su noche. Lunes por la madrugada, yo cierro los ojos y veo tu cara, que no sonríe cómplice de nada. Pero el mejor jugador de la historia de la selección argentina, todavía, desconoce algo: no tiene por qué ser su partido.
 El relator dice lo que en ese momento pensamos todos: “Lo van a hacer por vos, Leo”. Es fácil caer en un pecado, si de la selección argentina de los últimos años hablamos: pensar que la preponderancia de Messi y Di María (a entender de quien escribe, dos de los seis mejores players de todos los tiempos albicelestes) omite una esencia general. Es un equipo de laburantes del deporte, de pibes que vienen corriendo desde los clubes de barrio y que no necesitan director de iluminación para poder brillar. Un guión extraordinario puede ser interpretado por actores secundarios. Los compañeros, más que nadie, lo entendieron. 
 Nicolás González, ese del gol contra Gimnasia de Jujuy para el ascenso de Argentinos Juniors se dedicó, por momentos, a hacer todo: saltar, cabecear, correr, gambetear, definir. Faltó el gol, puede ser, la gloria no. Un amigo, promediando el segundo tiempo, me dijo “lo ganamos con ascenso”. No es la primera vez ni será la última. 
 Enzo Fernández se puso a repartir pases del mismo modo que un crupier reparte las cartas en partes iguales, como si estuviera jugando en el baby del club La Recova, de donde salió, en San Martín (PBA). Porque los pibes, presidente, salen de los clubes de barrio, no de las empresas. 
 Alguna vez Tom Holland, famoso actor de Spiderman e hincha del Tottenham inglés, comparó a Cristian Romero con Hulk por su fortaleza. También podemos hacerlo por su capacidad de mutación: Cuti se transformó, en cuatro años, en el mejor zaguero central de la historia argentina de los últimos 40 años. Licha Martínez, su ladero, decidió que había que armar un muro para, entre los dos, empezar a reemplazar al general Nicolás Otamendi, ya en sus últimas batallas. A Montiel y a Tagliafico no los gambetean. Pueden venir Mbappé, Neymar, Vinicius, Alphonso Davies, Luis Díaz. No pasan. No pasarán. 
 Emiliano Martínez siempre espera la llamada. Si en Ciudad Gótica hay problemas se apela a la Dibu-señal y todo vuelve a la normalidad. Mira, encara al arco, le hace un gesto a la gente con las manos moviéndose hacia arriba, como el guitarrista que pide que le suban el volumen en la prueba de sonido. Sonríe, siempre sonríe, y cambia ilusiones que pueden perderse por penales que pueden ganarse. Salta, agarra los centros, aparece. Un gol en seis partidos para el mejor arquero del mundo. 
 Julián Álvarez presiona hasta al juez de línea. Alexis Mac Allister juega en patines. Algunos analistas dicen no entender la importancia que De Paul tiene para lo que Marcelo Bielsa, DT de Uruguay, definió como “un equipo de autor”. Es sencillo: Rodrigo somos nosotros ahí. Cierren los ojos e imagínense ustedes, mortales, si tuvieran esa camiseta y jugaran una final. Correrían, meterían, se tirarían al piso, chamuyarían al árbitro, sacarían de quicio al rival, dejarían el alma en cada cruce, en cada pase. El esfuerzo, muchas veces, es más que el talento. Se puede opinar sobre los cortes de pelo, es cierto. Pero respeten los rangos. 
 Alguien tendrá que decirle al pibe ese que, recién entrada la década del noventa, viajaba en el canasto de la bicicleta de su mamá cerca del Río Paraná. Al que estuvo a un año de dejar el fútbol para dedicarse a laburar, porque otra no quedaba. Al que lloraba porque Argentina no salía campeón de absolutamente nada. Alguien tiene que decirle que va a hacer trueques de gambetas por sonrisas. Que nunca va a abandonar. Que va a terminar ganando un Mundial y dos Copas Américas y, encima, se va a ir como capitán. Te quiero mucho, Ángel Di María. Para siempre. 
 Ya es, como decía Miguel Abuelo, lunes por la madrugada. El partido está picado. Leandro Paredes decide hacer todo lo que sabe en pocos segundos: calcula el tiempo, traba, recupera y tira una pared. Giovani Lo Celso dice que es tiempo de cambiar la historia y dejarse de joder: mete con la parte externa del botín algo que no puede ser solo un pase. Una caricia. Lautaro Matínez, goleador de la Copa América 2024 y de nuestra vida, llena la red de eternidad. Ya nada cambia. 
 En la jugada, una paradoja: son tres jugadores convocados por la primera lista de Scaloni, allá en agosto del 2018, cuando él y Pablo Aimar se tuvieron que hacer cargo de un equipo acéfalo. 
 -Vos estás re loco – dijo el ayudante de campo
 -Ah porque vos sos re cuerdo – respondió el DT 
 Vale la pena la memoria porque eran días en los que algunos voceros mediáticos maquillados como especialistas vestidos de traje se indignaban por la presencia de ellos en la dirección técnica. Scalonismo línea fundadora. 
 Los eventos de estas características y los equipos que generan tanta adhesión popular producen un fenómeno cultural sin alcance: la llegada al fútbol de un momento de nuevos hinchas, muchos de ellos temporarios, dispuestos a vivir la pasión pero lejos de ir a la cancha o seguir a un equipo todos los domingos. Es algo asombroso, poco habitual: una suerte de extraordinaria rutina de un mes. 
 A quienes sigan por ese camino, si es que no lo saben, vale la pena recordarlo: no vamos a ganar siempre. Cuatro trofeos en tres años no es normal. Argentina estuvo veintiocho sin ganar ninguno (1993-2021). De hecho, con un análisis frío, lejos de las campanas de la noche, es evidente que el rendimiento del equipo se resintió con respecto a años anteriores, por lógico desgaste colectivo y algunos deterioros individuales. Nada fuera de lo común. 
 Cuando eso ocurra, hay que rememorar lo que tiene relevancia. Lo que importa no son las victorias, ni las copas. Valen las sonrisas y los llantos, los abrazos, las colillas de cigarrillo de los nervios del pucho que te dio tu amigo, las anécdotas, los amores y dolores que el camino transita emparentado a una competición, las juntadas, las cervezas, las angustias, los retorcijones en el pecho por el miedo, la liberación por el logro conseguido. 
 Ya el rostro de Messi cambió. Como también dijo Miguel Abuelo: “La emoción de haber dejado lo mejor”. No podremos olvidar, más que las victorias, las costumbres. Aquí no hay luces de escena. Algo en nosotros no se serena. 
 Y no, ni hoy ni cuando perdamos, no es ni será en vano este amor.

 Santi Nuñez

La desaparición de Loan y el celular de Carlos Pérez, o la Armada Argentina como una cueva de pedófilos


María Victoria Caillava y Carlos Pérez. 

Sobre el resultado de las pericias en el celular del capitán de navío detenido en la causa. 

 Los resultados preliminares de las pericias encontraron en el celular de Carlos Pérez, el capitán de la Armada implicado en la desaparición de Loan, visitas a sitios web donde se difunden materiales de representación sexual de niñas, niños y adolescentes (mal llamada pornografía infantil). Este hallazgo refuerza la hipótesis de que el niño fue secuestrado con fines de explotación sexual, y al mismo tiempo da cuenta de la impunidad con la que operan las redes de pedofilia en el país. 
 Los peritos constataron que Pérez había ingresado a esos contenidos inmediatamente después de la desaparición de Loan. Además, aparecieron audios y mensajes borrados. Ahora bien, no es el primer caso donde un miembro de la Armada Argentina aparece involucrado en esta clase de delitos; por el contrario, la producción, comercialización y consumo del abuso sexual contra las infancias en representaciones digitales es una práctica extendida en dicha institución. 
 Precisamente la Base Naval Puerto Belgrano, ubicada en Bahía Blanca, donde Carlos Pérez ocupó el cargo de Jefe de Contrainteligencia de la Marina, fue allanada en tres oportunidades por este motivo. La primera vez, en diciembre 2021 bajo una orden judicial caratulada “S/producción, distribución, comercialización, etc. de representaciones sexuales de menores de 18 años”. El segundo allanamiento se produjo en noviembre de 2022 sobre el domicilio de un marino radicado en esa unidad militar por haber descargado y compartido material de abuso y explotación sexual contra niños, niñas y adolescentes. El último ocurrió en abril del 2023 en la biblioteca de la base naval por una causa de grooming. 
 No es casualidad que todos estos hechos provengan del mismo lugar. Sin embargo, ningún uniformado está preso por ello y menos aún se investigó la posibilidad de que en la Base Naval Puerto Belgrano exista una red de pedofilia. Se trata de un negociado que crece al amparo estatal y el encubrimiento es mayor cuando los implicados pertenecen a alguna fuerza represiva. A lo sumo montan allanamientos esporádicos para fingir preocupación en el asunto. 
 En ese sentido, cabe preguntarse cómo puede ser que la Justicia no haya relacionado esos antecedentes con la desaparición de Loan, siendo Carlos Pérez coautor de ese hecho. Finalmente, desde el poder intentaron en todo momento desviar la investigación para eludir la hipótesis de trata, en función de preservar los intereses del crimen organizado y las ganancias millonarias que reportan esas actividades delictivas.
 Los vínculos de la Armada con la explotación sexual de las infancias no concluye ahí. En 2016, en el barrio de La Boca, detuvieron a un suboficial de la Marina por producir y distribuir imágenes donde abusaba de su hijastra menor de edad. En 2010, otro suboficial que trabajaba en el Ministerio de Defensa y vivía en Gregorio Laferrere enfrentó un juicio oral por publicar imágenes y videos pedófilos en internet. 
 Si quedaban dudas que la Base Naval Puerto Belgrano es un reducto de violadores, recordemos que en mayo 2023 detuvieron a uno de sus efectivos por abuso sexual; en abril de ese mismo año condenaron a otro marino por violar a dos niñas de cuatro años y 12 años, respectivamente. En junio 2023 también apresaron a un oficial de la base por haber abusado de su hijastra desde los 6 a los 11 años; un hecho similar había salido a la luz en 2019. Incluso, en junio de 2022 un capitán de navío retirado fue condenado por abuso sexual contra una suboficial. 
 No son casos aislados, sino que obedecen a una matriz que educa a los militares en el sometimiento y la humillación de los más débiles, para lo cual utilizan múltiples herramientas y el abuso sexual contra las infancias es una de ellas. Se saben tan impunes, que hacen de la pedofilia un terreno de comercialización. Estas mafias son las que Milei y Villarruel quieren reponer en las tareas de seguridad interior, a los fines de reprimir todavía más al pueblo que lucha. 
 Lo anterior, sumado a complicidad de la Policía de Corrientes en el secuestro de Loan -que llevó a la renuncia del ministro de Seguridad provincial, Buenaventura Duarte- ilustra cuán entrelazadas están las fuerzas represivas en su conjunto con el tráfico de niños. Una de las razones para rechazar su reforzamiento y redoblar los esfuerzos en transformar este sistema fundado en la barbarie.

 Sofía Hart

lunes, julio 15, 2024

El nuevo manotazo de Caputo-Milei agravará la crisis


Milei y Caputo han improvisado otro golpe de mano sobre una crisis cambiaria y financiera que se aproxima a un desenlace. Por cuerda separada, cada uno de ellos anunció este sábado que los pesos que el Banco Central debe emitir para comprarle dólares a los exportadores serán reabsorbidos por el propio Banco. ¿De qué modo? Ofreciendo dólares por esos pesos, bajo la forma de acciones o títulos públicos que se compran en pesos pero luego se venden por dólares a ser depositados en el exterior. A esta fuga de divisas se la conoce como “contado con liquidación” (CCL). Cristina Kirchner acaba de denunciar esta operatoria en “X”, sin recordar que fue uno de los mecanismos preferidos de salida de divisas en los tiempos de los Fernandez y Massa. 
 Según el gobierno, esta ida y vuelta de pesos permitiría mantener estable la masa de dinero circulante -lo que Caputo llamó “emisión cero” de pesos-. En el credo de Milei, ello conduciría también a la “inflación cero”. Todo esto constituye un gran fraude, puesto que existe una gigantesca masa de moneda contenida en diferentes instrumentos de deuda, del Banco Central y del Tesoro. Cuando a la circulación monetaria se le suma ese endeudamiento, el valor de la base monetaria no ha cesado de crecer desde que asumieron Milei y Caputo. Una salida de los especuladores de estos instrumentos de deuda para comprar dólares provocaría una corrida cambiaria. Es lo que se insinuó en los últimos días, cuando el dólar paralelo llegó a los 1500 pesos. 
 La medida anunciada este sábado apunta a frenar la corrida, pero correrá el destino de los últimos manotazos oficiales: acentuar la crisis. El gobierno le pagará a los exportadores emitiendo 900 pesos por cada dólar oficial que compre. Pero “recomprará” esos pesos ofreciendo verdes a unos 1450 pesos, que es la cotización de los dólares CCL. Con este régimen organizado de fuga de divisas, por cada 100 dólares liquidados por los exportadores el banco Central terminará reteniendo solamente 35 o 40 dólares. Caputo y Milei suponen que esta sangria de las reservas internacionales terminará bajando el precio de los dólares financieros y paralelos, llevando a sojeros y cerealeras a acelerar la venta de la cosecha acaparada (el valor del dólar reconocido al agronegocio es una mezcla del dólar oficial de 900 pesos y el financiero de 1400 pesos).
 Caputo sueña con un dólar unificado de 1100 pesos. Pero los exportadores ven las cosas al revés: Cachanovsky, economista ligado al agronegocio, ha denunciado la “doble estafa” oficial contra el “campo”-comprarle dólares a 900, para luego vendérselos un 60 % más caros-. Los que reclaman el levantamiento del cepo suponen que, con la actual penuria de reservas internacionales, el dólar se unificaría en los 1400 pesos. En suma, otra megadevaluación. 
 Los acreedores de la deuda pública, entre ellos el FMI, también abogan por ese salto cambiario, al que consideran el mejor camino para acumular reservas que permitan afrontar los compromisos de deuda. Por eso, el anuncio de Milei-Caputo, que va en sentido contrario, conducirá a otro choque con el FMI. La percepción de que el Banco Central será una puerta giratoria con los dólares que reciba, puede precipitar una ola vendedora de títulos de la deuda argentina y, por lo tanto, un derrumbe de su cotización.
 Algunos suponen que el respaldo no explicitado de esta aventura es el ingreso de un megapréstamo internacional, o de los fondos del escandaloso blanqueo de capitales establecido en la ley Bases. Cualquiera de las dos cosas son paliativos tardíos para una crisis que se acelera. 
 El gobierno liberticida ha quemado las naves con la excusa de liquidar la inflación, a la que asocia con la moneda formalmente en circulación. Pero la tendencia devaluatoria e inflacionaria salta por todos los poros: las tarifas están “contenidas”, y los monopolios energéticos esperan otro salto en los próximos meses. La penuria de reservas internacionales, agravada por las nuevas medidas, obligará a los importadores de insumos a hacerse de dólares “caros” a través del mercado financiero -otra presión sobre los precios internos-. Mientras tanto, el gobierno no ha cerrado con los bancos la crisis abierta por la transferencia de la deuda del Central al Tesoro. La nueva aventura anunciada el sábado acentuará la desconfianza de los banqueros. Para respaldar la deuda, el gobierno ofrecerá la alternativa de un ajuste más feroz sobre salarios, gastos sociales y jubilaciones; con ese fin, y la mediación de los bloques “dialoguistas”, la ley de movilidad previsional que aseguraba un tibio aumento de los haberes ha sido congelada. 
 Milei le ha jugado sus fichas económicas y políticas a Caputo. Se ha subido al plan deflacionario porque quiere evitar que otro salto cambiario e inflacionario haga volar por los aires los pagos de la deuda atada al dólar o a los precios. Pero por sobre todas las cosas, teme como a la peste a la conmoción social que devendría de un nuevo salto inflacionario. El armado político libertario no resiste un rodrigazo después de otro rodrigazo. La crisis financiera y cambiaria que se acelera será también una crisis política. 

 Marcelo Ramal 
 14/07/2024